septiembre 9, 2017

Judo

La Escuela de Judo Javier de la Marta fue fundada en 1996 por uno de los pioneros del Judo extremeño Sensei Fco Javier de la Marta Cabrera M.E.N 6°Dan.

El Judo, a pesar de lo que pueda parecer al tratarse de un deporte de contacto, es un arte marcial y deporte de combate de origen japonés cuya base se apoya en el autocontrol del individuo.

Para su práctica, además se requiere una preparación física de base mínima que se mejora a medida que se aprende la técnica y es necesario llevar de forma paralela una preparación física general, que nos prepare para afrontar bien los esfuerzos.

 

 

La práctica del judo aporta una serie de beneficios psicológicos como pueden ser:

  • Desarrollo de la autoestima a nivel personal, social y familiar.
  • Desarrollo de las capacidades de autocontrol.
  • Favorece la expresión de la afectividad.
  • Evita conflictos emocionales.
  • Seguridad en sí mismo.
  • Desarrollo de la psicomotricidad
  • Favorece la percepción de sí mismo, de los demás y del espacio.

Salvo en contadas excepciones, como enfermedades graves que afecten al aparato locomotor (como la osteoporosis), este deporte lo puede practicar cualquier persona con las limitaciones propias de cada individuo.

Investigaciones científicas han demostrado que la práctica del judo, al igual que otras artes marciales tradicionales, beneficia el desarrollo armónico de todos los órganos y sistemas del cuerpo en jóvenes y adultos:

  • Sistema cardiovascular: mejora la irrigación y el volumen cardíaco mejorando la función ventricular. Aumenta la circulación periférica y cerebral y regula la presión arterial.
  • Sistema respiratorio: regula el ritmo. Aumenta el volumen de ventilación pulmonar y ventilación alveolar.
  • Sistema digestivo: mejora la función gastrocólica, regula y fortalece la perístasis. Tonifica el páncreas y el hígado.
  • Sistema nervioso: protege la corteza cerebral a través de un mecanismo inhibitorio, regula el sistema nervioso vegetativo, aumenta la tolerancia al dolor.
  • Sistema endocrino: regula y mejora las funciones endocrinas: glándula hipófisis, tiroides, testiculares, ováricas, suprarrenales y pancreáticas.
  • Sistema inmune: aumenta el número y capacidad de linfocitos T. Aumenta las inmunoglobulinas, el número y actividad de los macrófagos.
  • Sistema locomotor: fortalece huesos, incrementa la masa muscular y aumenta la elasticidad de músculos y tendones.
  • Metabolismo: activa y regula el metabolismo de lípidos y azúcares.

 

 

Consulta nuestro horarios

 

Facebook